BÚSQUEDA AVANZADA

X

Tipo de cocina

Características

Rango de precio

Zonas

BUSCAR
X

Los mejores destinos gastronómicos del mundo.

Los mejores destinos gastronómicos del mundo.

Escrita el 29/03/2011

Les presentamos un informe muy interesante realizado por Ambito.com en donde nos presentan los 10 mejores lugares para disfrutar de las comidas más ricas del mundo.


¿Cuáles son los mejores países a la hora de comer? Esta pregunta forma parte de un debate que alcanza niveles de acalorada discusión entre los especialistas en turismo. Acaso porque sobre gustos no hay nada escrito, y sobre gastronomía acaso, a esta altura, se ha escrito demasiado. Además, hay lugares cuyo prestigio de alta cocina está absolutamente instalado en el mundo, de forma indudable Francia, Italia y España. Esas tres potencias gastronómicas cubren grandes cocinas históricas como la judía y la centroeuropea. La fama de otros países está ligada a determinadas tendencias, a modas que después se vuelven una costumbre. Por caso, la new age y el vegetarianismo han impulsado los sabores de la India, China, Tailandia, Indonesia y Malasia. Los yuppies de los años 80, por sus portavoces en libros y películas -un buen ejemplo es el novelista Breat Easton Ellis- difundieron la comida japonesa, a partir de un gusto fanático por el sushi. Quienes buscan plantear una representación latinoamericana de jerarquía consideran a la comida peruana la de más alto nivel gourmet; junto a ella está por calidad, variedad y exotismo la mexicana, y siempre se dice que las carnes de la Argentina son tan famosas como los mariscos de Chile.

Ofrecemos los diez lugares más habitualmente destacados, y por lo tanto imperdibles para un viajero gourmet. Aunque hoy el viaje pueda ser el de pasar unas cuadras, ir de un barrio a otro, porque en la Argentina se ha ampliado la gama de restoranes especializados que ofrecen platos de las grandes cocinas del mundo.

Francia: Es el emblema de la gran cocina mundial, y esto abarca desde los restoranes con estrellas Michelin hasta los platos que sirven en un humilde bistreaux. De la boeuf bourguignon al champán, los quesos, los vinos y las baguettes son enseñas del comer galo. La comida más humilde en la Côte d'Azur, en la Provenza, en Toulouse es un banquete, ya se trate de sopa de pescado, foie gras, la ternera charolais con mostaza, las trufas, un gran mundo de sabores. Y también en esto, como dijo Hemingway, París es una fiesta.

España: Si la comida catalana encabeza las lista de las cocinas gourmet del mundo, tanto por la vanguardista cocina molecular de El Bulli como por la tradicional de las tascas, no le van a la zaga la cocina gallega, ni la madrileña, ni la mallorquina. Al abrir la carta en una tasca de inmediato se hace agua en la boca. Para los andariegos es un reconocido placer salir de tapas.

Italia: Los italianos supieron adueñarse de comidas que andaban por el mundo y transformarlas, crear magníficas variantes, convertirlas en algo propio que les da fama en el mundo: pastas, pizzas, café macchiato, espresso o ristreto, y plenamente gourmet: carpaccio, pappardelle al huevo, bistecca alla fiorentina, cordero a la menta, busecca, saltimbocca alla Romana, amaretti, cassata siciliana, tiramisú, lemoncello, entre otras muchas maravillas para alegrar el paladar.

Tailandia: Al estar en Asia, en el cruce de los caminos de India, China y Oceanía, Tailandia ha sabido acumular lo mejor de la gastronomía de esos países, y ha dado características muy propias a fideos, sopas, arroces, pastas, cerdo, mariscos, a través de los condimentos. Es legendaria la salsa de pescado.

Grecia: Platos típicamente mediterráneos. Entre los más famosos están la moussaka, una especie de lasaña en la que las berenjenas tienen el lugar de la pasta para separar las capas, y el gyros, que es carne asada verticalmente que se sirve con salsa acompañada con tomate y cebolla sobre un pan de pita. Pero con sólo comenzar por una ensalada griega ya se ingresa en un mundo de deliciosos sabores. 

México: Los mexicanos tienen una de las cocinas más ricas, elaboradas y populares del mundo. Basta recordar algunos de sus platos más tradicionales: guacamole, nachos, quesadillas, enchiladas de mole, fajitas, flautas, carnitas, tacos de pollo y guacamole, tamales, coco al horno y cientos de otros platos que ya es imposible desconocer.

Perú: Gastronomía que por su riqueza, originalidad y diversidad en los últimos tiempos ha pasado a considerarse una de las mejores y más singulares del mundo. Supo aprovechar la riqueza de la cocina incaica y su convivencia con la cocina española y la reciente influencia de las cocinas orientales -china y japonesa, eso hace que se pueda elegir entre la cocina de cebicherías, la clásica criolla, la chifa (fusión peruano-china) y la nikkei (fusión peruano-japonesa). Ábrase a la gula y pruebe el ají de gallina, el arroz chaufa, el adobo de Arequipa, los camarones acaramelados con quinua y la salsa de mango. 

Japón: Resulta inconveniente en medio de la tragedia que enluta al mundo hablar de los placeres de Japón, pero su cocina, que felizmente se ha mundializado por su carácter singular y deslumbrante, ha aportado al mundo sushi, yakitori, donburi, los yakimono (diversidad de platos a la plancha y fritos en sartén), la nabemono (cocina en cazuela) y un magnífico etcétera.

China: Los preceptos de balance y armonía, de equilibrio del yin y el yang, han construido una gastronomía humilde, pero sabrosa, donde se puede pasar de platos frescos y fríos a calientes y condimentados, donde varían los platos con arroces y los múltiples tipos de tallarines. De gran atractivo resulta descubrir la amplia gama de especialidades regionales.

India: Esta gastronomía es muy variada como resultado de la diversidad de culturas. En Occidente formó parte de los menús ingleses, y en los años 70 se puso de moda en Nueva York. Hay un estilo que corresponde al norte de la India y otro al sur. Entre los platos que se destacan están: masoor dal (lentejas con cebollas, tomate y lima en una salsa de especias), «gashi» de coliflor y papas de mangalore, Paneer Saag (queso casero en salsa cremosa de espinaca con especias). Los platos son acompañados de rotis (pan) y chapatis (tortilla) y arroces. Uno de los muchos postres es el gajar ka halwa (flan húmedo de zanahorias, con frutos secos).

Opiniones de usuarios

Subir
%>